Dinamarca

Hablando con un habitante de Christiania. VÍDEO

christiania fotos

Durante mi viaje a Copenhague visité un curioso barrio céntrico que tiene sus propias normas. Se trata de Christiania, una comunidad de unas 1000 personas que se autogobiernan de forma parcial.
Hablamos con uno de sus habitantes que nos contó cómo se formó la Ciudad Libre de Christiania, cómo se organizan, sus peleas con el gobierno danés por su relajada posición en cuanto al consumo de drogas blandas y todas las cuestiones que le preguntamos.
Ya escribí en su día un artículo de Christiania que podéis leer aquí.
Pero lo que hoy quiero que veáis es éste vídeo que he hecho con subtítulos en español.

Parte 1

 

 

Parte 2

 

Christiania según un habitante de la ciudad libre (transcripción)

 

Historia de Christiania

En el parlamento danés se decidió que las tropas militares tenían que salir de la ciudad de Copenhague a finales de los años 60. Era durante la Guerra Fría: había posibilidades de que la Unión Soviética atacara y bombardeara estas instalaciones militares que había en la ciudad de Copenhague, donde vivía un millón de personas. Los políticos pensaron que había que cerrar las instalaciones militares y enviaron a los soldados afuera a las provincias de Dinamarca. Cuando los militares dejaron esta zona, quedaron de pronto muchos edificios abandonados y espacios vacíos que fueron ocupados por jóvenes en 1971 hace 40 años. A esa época se se la recuerda como la Revolución juvenil, la Generación del 68, el movimiento hippie, etc. Grupos artísticos, estudiantes, artistas o jóvenes con problemas: se trataba de un grupo muy diverso de gente el que invadió esta zona militar y fueron ellos los que crearon la ciudad de Christiania.

 

Normas de Christiania

Lo primero que se decidió fue el compromiso de Christiania sobre crear y mantener una comunidad autosuficiente en el que todo el mundo fuera libre de desarrollarse y expresarse como miembros responsables de la comunidad. Esto se decidió en la reunión de noviembre del 1971. Lo que se pactó en esta reunión fue la creación de una democracia consensual donde donde sus habitantes, en vez de establecer reglas, se ponen de acuerdo a la hora de tomar decisiones. Éste es el secreto de la unidad de Christianaia, en la que siempre están unidos en las decisiones que toman y además cumplen lo que deciden.
Solo había una norma al principio: no hay coches privados ni motos, sólo el transporte necesario de bienes. La gente va a Christiania a pie o en bici.

Touristical_commerce_within_the_Freetown_Christiania

 

Drogas y moteros

La gente de Christiania decidió que el hachís debía ser legalizado. En Holanda puedes comprar cinco gramos de hachís en cualquier Coffe Shop, pero los políticos daneses nunca han querido legalizar el cannabis. Así que siempre ha estado prohibido en Dinamarca ,sin embargo en Christiania está permitido y se puede comprar en la calle Pusher Street donde se comercia con marihuana y hachís. Y como están haciendo algo ilegal, no permiten hacer fotos.

Hubo problemas con las drogas duras en los comienzos. En 1979 decidieron en una reunión que se le haría un boicot a los yonkis haciendo una norma que prohibiera las drogas duras en Christiania.
No se permite el consumo de heroína, cocaína, anfetaminas ni drogas de diseño en general.

A los comienzos de los 80 tuvieron un grupo de indeseables que se llamaban a sí mismos los ”Bullshits”. Una banda de moteros que rivalizaban con los Ángeles del Infierno. Hubo una guerra entre estos dos grupos a principios de los 80. La gente de Bullshit quiso hacerse con todo el mercado de la calle Pusher, era gente muy violenta. Por eso hubo que hacer las siguientes reglas: no a la violencia, no a las armas, no a las insignias de moteros, no a la ropa antibalas. Perdieron esa guerra en detrimento de los Ángeles del Infierno y los grupos que lo apoyaban: desaparecieron de Christiania y Copenhague en 1987. Fue el final de los Bullshit, dejaron de ser una banda. Todavía mantienen estas reglas porque no quieren que de nuevo un grupo violento de gente venga a sembrar el terror. Tampoco está aceptado vender fuegos artificiales, encender petardos o comerciar con bienes robados.

 

Financiación de Christiania

Cuando ya no había más espacio en los edificios militares, la gente comenzó a instalarse con carros de madera y caravanas o construyéndose ellos mismos sus casas.
Actualmente están viviendo en el lugar 900 personas: 650 adultos y 250 menores de 18 años y lo hacen todo ellos mismos, mantienen las áreas y organizan sus agrupaciones sociales, culturales y de negocios. Tienen un presupuesto de 22 millones de coronas al año y el dinero se maneja así con los aproximadamente 650 adultos. Además hay 250 menores que viven gratis. Todos los adultos pagan 1900 coronas al mes para los fondos centrales de Christiania y además se paga por el consumo de electricidad, y de agua.
No producen su propia electricidad, sino que tienen una corporación energética que abastece tanto a la ciudad de Copenhague como a Christiania.
Por otra parte, todos los negocios comerciales pagan impuestos normales al gobierno danés, así como a los fondos centrales de Christiania. De esta manera se pueden generar los 22 millones de coronas al año que necesitan, y hay algunas personas que trabajan para la comunidad pagados con ese dinero. De este modo mantienen ellos solos la zona, lo que incluye el alcantarillado, el abastecimiento de agua, los cables eléctricos, las casas o las calles. Tienen un equipo de basureros, una enfermería, una guardería, un club para montar a caballo y un club juvenil junto al lago.

Al tener todo tipo de actividades, Christiania no tardó en convertirse en un centro cultural especializado en teatro y música, además se realizan numerosos festivales, lo que hace que sea una zona muy frecuentada por la juventud de Copenhague y con el paso de los años se ha convertido también en una gran atracción turística situada en el centro de Copenhague. Mucha gente visita este barrio cuando hace buen tiempo pues dispone de una bonita zona verde. Esto hace que se pueda obtener dinero de los turistas, lo que le proporciona a Christiania una buena economía.
Por otra parte, hay quién vive en Copenhague pero trabaja en Chsristinia así como hay gente que vive en Christiania y trabaja en Copenhague.

julemarked

 

Problemas con el gobierno danés

En los primeros 18 años, cuando todo comenzó y hasta el año 89, Christiania se desarrolló de la manera que la gente quería que lo hiciera y la única cuestión en la que intervenían las autoridades era en el tema de la venta ilegal de cannabis. La policía acude al lugar con frecuencia para cerrar este mercado, pero cuando la policía no está, se vuelve a seguir comerciando con estas sustancias como si nada. Ya llevan 40 años intentando cerrar ese mercado y no lo han conseguido.
Los policías no piden permiso para entrar a Christiania, simplemente irrumpen porque en esta zona también tienen la orden de hacer cumplir las leyes danesas.
Por otra parte, los políticos de derechas y el Parlamento hablan a menudo sobre el posible cierre de Christiania pero nunca lo han llevado a cabo. En 1989 hicieron una ley especial para la gente joven de Christiania según la cual sus habitantes tenían el derecho colectivo de vivir en la zona, así como el derecho de gobernarse a si mismos.
Hicieron un contrato colectivo con el Ministerio de Defensa que durante muchos años fue el dueño de esta área ya que se trata de una antigua zona militar. El Ministerio de Medio Ambiente también hizo un plan local para esta área y ellos cumplen tanto las reglas, como las leyes, el contrato colectivo y el plan local. Todo esto cambió en 2004 porque en 2001 hubo elecciones al parlamento y de repente hubo una mayoría del ala de derechas en el parlamento danés: eso supuso un paso atrás para Christiania porque en el 2004 hicieron una ley para disolver la ley del uso de Christiania.

Planeaban construir nuevos apartamentos lo que supondría que las pequeñas zonas verdes desaparecerían para construir edificios de cemento de seis plantas, idea que no caló en Christiania. Era lo último que querían porque eso significa deshacerse de todas estas casas autoconstruidas así como talar los árboles y arbustos que se encuentran alrededor de las zonas defensivas, porque éstas son parte de la antigua fortificación de Copenhague.
Además quieren restaurar la fortificación para que vuelva a a ser como cuando lo construyeron en 1680.

Finalmente parece que ambas partes se están poniendo de acuerdo para crear una institución gobernada por ellos mismos en Christiania. Además pueden comprar todas las casas de la zona aunque no pueden adquirir el terreno en que se sitúan: no está en venta porque se trata de la zona monumental de la antigua fortificación de Copenhague. También hay zonas en las que el gobierno aceptaría el pago de un alquiler, que rondaría los 6 millones de coronas así como otros 40 millones para terrenos donde construir nuevas viviendas. Pero los habitantes de Christiania creen que ya hacen lo suficiente por la zona como para no tener que pagar: mantienen las calles, el alcantarillado, el provisionamiento de agua y los cables eléctricos. También hay un grupo de jardineros que se encargan de la naturaleza y el gobierno acepta facturas por todas las actividades que realizan ellos solos.

Christiania

 

¿Cómo se organizan en Christiania?

La reunión general es la autoridad mas alta y tienen un contable que colecta los pagos de los ciudadanos en cada área, además de organizar y pagar las facturas. Tenemos un contable para todas las acciones comerciales y tenemos una reunión económica. Así que cuando necesitan tomar decisiones convocan esa reunión para llegar a aun acuerdo.

No todo el mundo acude a todas las reuniones, sino que de los 650 adultos que viven en Christiania, sólo se presentan 300 o 250 a las reuniones más importantes: menos de la mitad de la población. Pero existe una comunicación muy cercana entre todas las personas sobre lo que se ha decidido en las reuniones. No hacen leyes: intentan escuchar todas las opiniones, dialogan acerca de los problemas, las sugerencias de soluciones de problemas y es a través de un debate cómo descubren cual es la posición de la asamblea, qué es lo que realmente quiere la gente que se haga en Christiania.
También hay un grupo de personas que acude a reuniones con el Ministerio de Finanzas para a continuación volver a Christiania y contar a la población los detalles sobre los acuerdos que se han tomado.

 

El futuro de Christiania

En el futuro será diferente el hecho de vivir en Christiania. Hay algunos planes para obtener los millones de coronas danesas necesarios: hacer participaciones, vender documentos que acreditan que uno apoya realmente a La ciudad libre.
También hay muchos pequeños negocios en Christiania pero no se ha pensado en crear hoteles para turistas, pues no hay espacio para ello. Hace tiempo hubo un hotel, pero tuvo problemas con las drogas duras y los colchones se infectaron. Posteriormente, se quemaron todos los colchones en una hoguera lo que significa el fin del hotel a principios de los 70. Después no volvió a haber ningún hotel ni posibilidad de acomodar turistas.
Pero lo que está claro es que a la mayoría de los daneses les gusta Christiania y que reciben muchos apoyos del exterior.

Christiania

 

Las nuevas generaciones

En Christiania hay gente de todas las edades. Sus habitantes han tenido hijos y actualmente encontramos personas pertenecientes a tres generaciones. La mayoría tienen entre 30 y 40 años, pero también hay mucha gente de 60 que eran jóvenes cuando todo comenzó. Muchos de ellos han seguido viviendo aquí o se mudaron hace muchos años
Las nuevas generaciones tendrán en el futuro la posibilidad de construir nuevas casas, pero antes de que esto ocurra, se tendrá que tomar una decisión en el ayuntamiento de la ciudad de Copenhague para decidir cuales serán exactamente las zonas construibles.
Respecto a la educación, no tienen colegios ni institutos en Christiania, así que todos acuden a centros educativos de Copenhague.

 

¿Qué tengo que hacer si quiero vivir en Christiania?

Otra regla es que no se pueden comprar ni vender viviendas en Christiania. No importa cuánto dinero te hayas gastado construyendo una casa, no se pueden vender ni cuando uno se va de Christiania: pasa a ser de la gente de la zona.

Existen catorce áreas diferentes en Christiania y en cada área la gente intenta autogobernarse. A menudo hay una reunión de área donde la gente decide lo que se hace en la zona especialmente cuando hay un espacio libre. Es entonces cuando se crea una reunión especial de área y se invita a todos los interesados en vivir en Christiania a ir a la reunión: primero se realiza una ronda donde todos los interesados explican por qué quieren vivir ahí y qué es lo que quieren hacer en Christiania. Finalmente los habitantes de la ciudad libre son los que deciden quién quieren que se mude al lugar.

En estos momentos la cosa está difícil. Llevan mucho tiempo sin la posibilidad de introducir a gente porque hay planes de derribar casas cuyos habitantes van a tener que ser reubicados. La mejor manera de conseguir vivir en Christiania es encontrar pareja en el lugar. De este modo ni hay que dar parte al Ministeriod e Finanzas ni depender de las decisiones que se tomen en una reunión común. Simplemente uno se muda con su pareja y listo. Mucha gente ha llegado a esta pequeña sociedad de esta manera porque es la más sencilla de hacerlo.

christiania

Entradas relacionadas

10 comentarios

Deja un comentario

Comentario: Puedes usar las siguientes etiquetas: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>