Italia

Ferrara se viste de medieval, Italia

castillo rodeado de agua en ferrara

Ferrara está considerado como el primer ejemplo de planificación urbanística de Europa y su centro histórico se ha mantenido íntegro hasta nuestros días gracias a una cortina de murallas. Situado en la región italiana de Emilia-Romaña, Ferrara tiene una de las universidades más antiguas de Italia, conocida por haber visto licenciarse al mismo Copérnico y el medio más habitual para moverse por la ciudad es la bicicleta: hasta el alcalde la utiliza. Pero a pesar de sus atractivos, y de reconocer su centro histórico en la lista de Patrimonio de la Humanidad, Ferrara sigue estando escondida ante las hordas de turistas que visitan la cercana Venecia (112km), y en menor medida Bolonia (50Km). 
Os propongo este viaje a Italia justo ahora, porque durante este mes de mayo y comienzos de junio se darán lugar desfiles y carreras de caballos: podréis ver a miles de personas con disfraces medievales, gente realizando acrobacias y en definitiva, vivir una atmósfera especial para respirar la Ferrara Medieval.

 

cementerio de la cartuja de ferrara

Cementerio de la Cartuja de Ferrara

 

Fiestas en Ferrara

Normalmente el Palio di Ferrara se celebra el último domingo de mayo, pero este año ha caído por muy poco en junio, concretamente el primer día del mes. Este es el Palio más antiguo de Italia pues se lleva celebrando desde 1279 y consiste en una fiesta típica medieval donde los ocho distritos de Ferrara compiten en carreras de caballos.
El 17 de mayo es el Corteo Histórico, evento al que tuve la oportunidad de asistir el año pasado. Aquí más de mil figurantes cuidadosamente caracterizados desfilan por la ciudad para terminar en la plaza del castillo para realizar una impresionante teatralización.

Si queremos algo diferente, Ferrara alberga a finales de agosto el Busker’s Festival, un festival internacional de música en la calle al que te puedes apuntar si eres un músico callejero; así como el Ferrara Balloon Festival, el encuentro de globos aerostáticos más grande de Europa que se da lugar a finales de septiembre.

La plaza Ariostea

La plaza Ariostea se llenará de caballos dentro de poco

 

Qué ver en Ferrara

Lo primero es hacerse con una bici para no desentonar entre los ferrarenses, pero sobre todo para tener una mayor libertad y comodidad a la hora de trasladarse por la ciudad. Podéis preguntar en la Oficina de Turismo por rutas para hacer en bici.

 

El centro histórico

De entre todas las grandes ciudades italianas, la ciudad renacentista de Ferrara es la única que tiene un plan original que no deriva de un trazado romano: no se desarrolló a partir de un núcleo central sino en un eje alrededor del Po con calles entrecruzadas alrededor. La ciudad fue planificada a lo largo del siglo XVI y como he dicho al inicio de este post, su tejido urbano permanece prácticamente intacto.

Si bien es cierto que cuando visité la ciudad había pasado un año desde que un terremoto de 6.8 en la escala de Richter causara destrozos en su patrimonio cultural, aún podía percibirse en las grietas de algunas construcciones, e incluso había iglesias que permanecían cerradas. Un año más tarde, estoy segura de que la ciudad se ha recuperado del todo o casi en su totalidad.

 mercado medieval de ferrara

 

Las murallas

Las murallas son una de las maravillas de Ferrara: tienen 9 Km de longitud que ilustran todos los periodos de la arquitectura militar italiana en un original modelo de proyecto urbano que fue estudiado hasta por Miguel Ángel. Se construyeron para defenderse de los venecianos que intentaban conquistar la ciudad.

 muralla de ferrara

 

El Monasterio de San Antonio en Polesine

Lo curioso de este monasterio del siglo XII es que entre sus podemos ver a Cristo subiendo por su propio pie a la cruz, además aquí están las primeras pinturas que se conocen de toda Ferrara.

 

Castello Estense

En el centro de la ciudad, el castello Estense es el nexo entre la ciudad medieval y la renacentista, construido en el siglo XIV como fortaleza militar, más tarde se convirtió en la sede de la corte. Está unido al palacio Ducal, que es la sede del ayuntamiento. En el castillo se puede hacer una visita desde las cocinas ducales y las tétricas prisiones hasta la capilla y los salones decorados con frescos de Bastiniano.

 jovenes de ferrara

 

La Catedral de San Jorge

La catedral o duomo de Ferrara está dedicada a San Jorge por ser el patrón de la ciudad. Edificada en el siglo XII, es conocida por su portal románico que tienen en sus bajorrelieves una representación gráfica del Juicio Universal, el cielo y el infierno. En el interior se conserva el impresionante Juicio Universal de Bastiniano.

 iglesia san jorge ferrara

 

Manfe – Museo de Arqueología Nacional

En este museo podemos ver vasijas, bronces etruscos, y joyas encontradas en la ciudad etrusca de Spina que contaba con una negrópolis de 4.000 tumbas. Cuando os hablé de Comacchio, os conté la figura del tomboloreo que aún hoy existen, de hecho pude charlar con uno de estos modernos piratas. Saquean tumbas etruscas porque éstas vienen acompañadas de joyas y otros objetos valiosos.

 jarron falico

 

Palacio Schifanoia

‘Schi’ viene de esquivar y ‘fanoia’ es el aburrimiento. En su interior se puede visitar el Salone dei Mesi, una sala con frescos que representan la curiosa vida del duque de Borso en sus diferentes facetas, los signos del zodiaco y representaciones de los meses.

 

Las Calles del antiguo gueto judío

La calle Manzini formó parte del ghetto en el que los judíos vivían separados del resto de la población de Ferrara desde alrededor de 1627 hasta 1859. Aquí se encuentra la sinagoga y un museo judío: todo queda muy cerca de la catedral y el Castello Estense.

rincon del gueto judio

 

Palazzo dei Diamanti

El Palacio de diamantes lleva su nombre por las 8000 piedras en forma de diamante que tiene en su fachada. El piso principal aloja la Pinacoteca Nacional que recomiendo visitar y la parte baja es sede de importantes muestras temporales. 

palacio de diamante

 

Gastronomía 

De entre sus recetas tradicionales, no puedes irte de ferrara sin probar los cappellacci, una variedad de ravioles rellenos de calabaza. También es típico el pasticicio (pastel de macarrones), la salamina da sugo (una especie de salchichón que se sirve con puré de calabaza o de patata) y su famoso pan “copia” con forma de mariposa.

capelleti de calabaza

Entradas relacionadas

11 comentarios

Deja un comentario

Comentario: Puedes usar las siguientes etiquetas: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>